7 de enero de 2010

La sencilla belleza de los rayos crepusculares

Vas conduciendo por una carretera solitaria durante el crepúsculo, en esas horas del día donde la luz del sol se difumina, iluminando todo a tu alrededor de manera especial.


Durante el alba o el ocaso, haces de luz se cuelan entre las nubes, formando infinitos hilos luminosos. Horas crepusculares, alrededor del amanecer o el atardecer, justo cuando las sombras confunden tu visión.

Puedes ver algunos rayos que pasan entre las nubes bajas, crean la denominada Escalera de Jacob, aquella por la que los ángeles ascendían y descendían del cielo.

Detalle de los ángeles que suben y bajan por la Escalera de Jacob, en la fachada oeste de la Abadía de Bath .

Otros fenómenos como el Efecto Tyndall o la dispersión de Rayleigh intentan explicarlo, pero nada puede describir perfectamente, la sencilla belleza de los rayos crepusculares:



Entradas relacionadas:
Luz Zodiacal
El mayor espectáculo estelar de la civilización moderna
El lugar más frío del universo
Aurora boreal
Una ventana al Universo
El mar en llamas, el Mar de ardora
La cueva azul
El rayo verde
La fuerza del rayo
El sembrador de estrellas
Reflejo de estornudo por luz brillante
Un sol en la tierra
Un lago de fuego
Una segunda Tierra en el sistema solar
Siluetas
Los niños verdes de Stávropol
Un punto azul pálido

1 comentario:

SOLO DE INTERES dijo...

Me gusto mucho el video, hice camino un rato contigo a través de los sueños, las fotografias, son impresinamente bellas, ver como esos rayos de luz se cuelan. Un fuerte abrazo