6 de diciembre de 2010

"Veo cosas maravillosas"

30 de noviembre de 1922, el Times de Londres informa desde Luxor del "mayor y más sensacional descubrimiento egiptológico del siglo". Una historia que ahora vuelve a ser desenterrada y es que el Griffith Institute de Oxford, que guarda las notas y diarios de excavación de Howard Carter, ha creado una extraordinaria web: Tutankhamun: Anatomy of an Excavation con todas las fotos y fichas de los 5.398 objetos de la tumba de Tutankamón. Desde la célebre máscara funeraria de oro al más humilde y minúsculo colgante, cuenta de vidrio o trozo de lino.

Foto Wiki
La tumba de Tutankamón con sus fabulosos e inimaginable tesoros, fue un hallazgo de Howard Carter que en contra de todas las opiniones, estaba convencido de que el lugar del eterno descanso del joven faraón estaba en el "Valle de los Reyes". Una pequeña tumba real denominada KV62, y que es la única encontrada intacta, y mejor conservada.

Un increíble descubrimiento que comenzó de manera causal bajo los restos de las viviendas de los trabajadores de la época ramésida, lo que la salvó de los saqueos.

Lord Carnarvon y su hija lady Evelyn acompañan a Carter hasta la puerta tapiada que acaban de ver. Tras hacer un pequeño agujero en la parte superior, Carter acerca una vela para asegurarse de que el aire de dentro sea respirable. Luego mira por el agujero. Lord Carnarvon incapaz de soportar la tensión pregunta con nerviosismo: ¿Ve algo?

"Veo cosas maravillosas"
Derribada la puerta entran por fin en la cámara y lo que ven supera toda fantasía. La sala esta abarrotada de mobiliario funerario y objetos rituales asombrosos. Divanes, tronos, carros de guerra, todo lo que un rey necesitaría para vivir espléndidamente en el mas allá. Incluso Carter consigue fotografiar algunas ofrendas florales que se desintegran al tocarlas.

Reconstrucción de la antesala en la exposición: Tutankhamón - La Tumba y sus tesoros.
Miles de objetos para llenar un museo entero. Pero esto no es mas que una simple antecámara. En la pared del fondo entre dos figuras que parecen vivas, Carter encuentra otra pared tapiada. Tres meses después durante la apertura oficial entrarán en otra sala con un sello que había permanecido intacto durante 3245 años.

Foto NGM
Y tras las puertas de madera recubiertas de oro, cuatro capillas encajadas una en otra, cubren un sarcófago de cuarcita roja que contiene tres ataúdes, chapados en oro los dos primeros y de oro macizo el tercero. Dentro reposa la momia del joven faraón, con la cabeza y los hombros cubiertos por su célebre máscara.

Foto wiki
Se tardaran casi diez años en trasladar e inventariar el contenido de la tumba. Lord Carnarvon no vera terminado el trabajo, antes de cinco meses morirá de septicemia causada por la picadura de un mosquito infectado con erisipela, dando lugar a la leyenda de la "maldición de Tutankamon".



Nota: Hasta el 16 de enero tras pasar por Brno, Zurich, Munich, Hamburgo, Budapest y Barcelona, la exposición: Tutankhamón - La Tumba y sus tesoros estará en Madrid. Una ocasión para sentir la sensación que Howard Carter y unos pocos más pudieron presenciar ante uno de los mayores hallazgos arqueológicos de nuestra era.

Ver galeria fotografica de mi visita a la exposición : Tutankhamón - La Tumba y sus tesoros en Madrid.

Entradas relacionadas en Meridianos:
Una ciudad egipcia enterrada en el desierto californiano
"Tan difícil como un examen de matemáticas del Antiguo Egipto"
Allí donde mira la Gran Esfinge de Giza
Una visita a los cementerios de Meridianos

3 comentarios:

Solei dijo...

woow
hace tanto que no pienso en Egipto
Fue el primer país "extraño" que me encantó
Siempre quise ir a conocer las pirámides y encontrar una tumba desconocida y enfrentarme con la maldición :B
haha gracias por recordarme mi infancia

www.Return222.com dijo...

Me parece estupenda vuestra pagina os dejo mis trabajos con
Photoshop
Un saludo

Indira dijo...

Carter debió experimentar una emoción inimaginable al mirar, por primera vez, todos aquellos tesoros.

Gracias por transmitirnos,a través de esta entrada, la emoción y la tensión de aquel descubrimiento. Me ha encantado.

Saludos