8 de agosto de 2015

Como hacer pan igual que hace 2000 años

Hogaza de pan carbonizada con el sello en latín 'Propiedad de Celer, Esclavo de Q. Granio Verus', Herculano, la Casa de los ciervos,  79d.C Museo Arqueológico Nacional de Nápoles.
En el año 79 de nuestra era, un panadero romano metió una hogaza de pan en el horno. Casi 2.000 años después se encontró el pan casi intacto durante las excavaciones de las ruinas de Herculano.

Venta de pan en un puesto del mercado, fresco romano de Pompeya.
Antigua ciudad romana conocida por ser la ciudad más rica y mejor conservada del Imperio romano. Al igual que Pompeya, Herculano quedo enterrada bajo las cenizas de la erupción del Vesubio del 24 de agosto del año 79d.C.

La Tumba del Panadero o Tumba de Eurísaco construida en mármol travertino detrás de la Porta Maggiore en Roma.


Una hogaza típica de esa epoca era redonda con una base plana, con ocho a diez cuñas o pétalos y sellada con el nombre y la marca del panadero.

Decoración de la Tumba del Panadero, con sucesivos agujeros practicados en la fachada, semejantes a las bocas de un horno, así como un friso decorado con las diferentes fases de la cocción del pan.


El British Museum pidió al chef Giorgio Locatelli que recreara la receta como parte de sus investigaciones culinarias para la exposición Pompeya Live. Si te atreves tu también puedes hacer la receta de este pan milenario, típico de la gastronomía romana.



Ingredientes:

400 g de biga ácida (masa madre).
12 g levadura.
18 g de gluten.
24 g sal.
532 g de agua.
405 g de harina de espelta o de trigo sarraceno.
405 g  de harina integral.

Receta:

Deshacer la levadura en el agua y agregarlo a la biga (masa madre, un prefermento de origen italiano). Mezclar y tamizar las harinas junto con el gluten y agregar a la mezcla de agua. Mezclar durante dos minutos, agrega la sal y sigue mezclando durante otros tres minutos. Hacer una forma redonda y dejar reposar durante una hora. Pon un poco de cuerda alrededor de la masa para mantener su forma durante la cocción. Hacer unos cortes en la parte superior antes de cocinar, cortes que ayudaran a que suba el pan en el horno. Finalmente cocer durante 30-45 minutos a 200 grados y ya estará listo un pan romano como hace 2000 años.

Via The Bristish Museum Making 2,000-year-old bread

Entradas relacionadas en Meridianos:
Collar de esclavo romano de 1700 años de antigüedad
Daghe l'aiga a le corde! (¡Agua a las cuerdas!)
Cuando Buzz Aldrin tomó la comunión en la Luna
Alimentos de color azul
¿Fue Santa Teresa de Ávila la inventora de las patatas fritas?
Daniel Carasso, el hombre que dio nombre al yogur
Epigenética ¿Somos lo que comemos?
21 de abril día de la Fundación de Roma
Solo per due, el restaurante más pequeño del mundo
Synsepalum dulcificum, la Fruta Milagrosa
Viajar, comer y aprender
La enigmática cena de Einstein en Barcelona
La ingeniosa forma de como Federico II el Grande popularizó el cultivo de la patata
Cena en el Lhardy
La historia del Mojito
La mejor pizza de Nueva York